0
Mi cesta

Total:0,00 

  • Tu carrito está vacio
Ver cesta
Subtotal : 0,00 
Seleccionar página

El corazón es una órgano de tamaño más o menos como un puño que trabaja 24 horas al día bombeando de 8000 a 9000 litros de sangre por todo el cuerpo cada  día proporcionando oxigeno  y nutrientes a todas nuestras células y órganos, debe trabajar en continuo y además estar preparado para cualquier situación de esfuerzo repentino, por tanto, mantenerlo sano es fundamental y debemos ser conscientes de ello para prevenir a tiempo no solo las enfermedades cardiovasculares , que siguen siendo  la principal causa de muerte en muchos países sino también cualquier evento relacionando como un ictus o un infarto que pueden provocar la muerte o una incapacidad importante.

Es por ello fundamental la concienciación de que necesitamos hacernos cargo de nuestro propio bienestar cardiovascular, mediante la prevención y control de los parámetros indicadores, una buena alimentación y un correcto estilo de vida;  somos los mayores responsables de nuestra salud. Todos en un momento determinado de nuestra vida podemos tener un cierto riesgo y debemos conocerlo para poder tomar las medidas adecuadas.

Pero ¿Cuáles son los factores de riesgo que hay que tener bajo control para mantener la salud de nuestro corazón? Entendiendo por factores de riesgo aquellos que aumentan la probabilidad no solo de tener una enfermedad cardiovascular sino de un ictus o un infarto.

Los hay que no son modificables:

  • el sexo: es más frecuente en hombres y en mujeres se iguala tras la menopausia
  • la edad: aumenta el riesgo con la edad
  • familiares de primer grado que hayan sufrido problemas de este tipo hombres antes de los 55 años y mujeres antes de los 65.

Y otros  son modificables:

  • Fumar: es el riesgo más importante. Después de 1 año de haber dejado de fumar el riesgo cardiovascular disminuye un 50% y al cabo de los años se iguala , sin contar todas las sustancias cancerígenas que contiene el tabaco con todos los demás riesgos que ello conlleva, la nicotina estimula la velocidad del corazón sometiéndolo a un sobre esfuerzo y estimula la producción de coágulos y trombosis, el monóxido de carbono reduce la cantidad de oxigeno que se transporta.
  • tensión arterial : este es otro factor de riesgo fundamental, la tensión aumenta con la edad y por un estilo de vida poco adecuado también en personas jóvenes, no da síntomas pero hay que controlarla periódicamente y mantenerla en valores normales ya que niveles de tensión elevados(por encima de 140 mmHg y 90 mmHg) cansan el corazón, pudiendo provocar incluso un aumento de su tamaño, con la consiguiente pérdida de eficiencia, favorece la formación de placas ateroscleróticas y aumenta el riesgo de infarto y de ictus. Para mantener la tensión bajo control debemos moderar el consumo de sal a menos de 5g al día, reducir el sobrepeso , comer mucha fruta y verdura, hacer ejercicio diario, no fumar y reducir el consumo de café principalmente. Existen hoy en día aparatos de tensión más sofisticados que además de la tensión pueden detectar la fibrilación auricular, es la anomalía del ritmo cardíaco más común observada en la población adulta y su frecuencia aumenta siempre más con el aumento de la edad , en realidad las personas con fibrilación auricular se calcula que son más del doble de las actualmente diagnosticadas porque en muchos casos no presenta trastornos , pero es importante detectarla puesto que está altamente relacionada con la probabilidad de ictus, es evidente que el diagnóstico definitivo de FA requiere necesariamente un ECG completo con 12 derivaciones, pero la palpación del pulso arrítmico o, aún más, la señalización (hecha por el aparato automático) de una posible FA es un elemento importante para poder consultar con el médico y realizar las pruebaspertinentes. Gracias a la prueba de screening de la FA es posible reducir de forma significativa el riesgo de desarrollar una insuficiencia cardíaca, o peor aún, un Ictus isquémico, considerando que muchas veces el diagnóstico de FA se hace con la aparición de estas graves enfermedades o de la hospitalización.

 

  • Colesterol: EI colesterol es una sustancia imprescindible en nuestro organismo , entra a través de la dieta pero también  se fabrica en el hígado, es por ello que determinadas enfermedades de hígado suelen comportar un colesterol elevado, se transporta a través de la sangre mediante las LDL y cuando hay un exceso se deposita formando placas en la luz de los vasos disminuyendo su diámetro, estas placas pueden soltarse y provocar una obstrucción o una embolia en cerebro , corazón o  cualquier zona del cuerpo evitando que llegue suficiente riego y produciendo daños graves, por eso es tan importante el control de este parámetro, una alimentación sana puede reducir un 10% el colesterol en la sangre y eso puede significar reducir la probabilidad de morir por una enfermedad cardiovascular un 20%.

Niveles deseables de colesterol son:

  • colesterol total hasta 200 mg/dl
  • colesterol “malo” (LDL) hasta 100 mg/dl colesterol “bueno” (HDL) no inferior a 50 mg/dl Los niveles de HDL no deben ser inferiores al valor indicado, pues estas sustancias ejercen una importante acción protectora: eliminan el exceso de colesterol de los tejidos. Los niveles sanguíneos de colesterol pueden averiguarse fácilmente con un análisis de sangre
  • Diabetes : se caracteriza por tener valores elevados de azúcar en sangre, favorece el endurecimiento de las arterias (aterosclerosis), la hipertensión y la hipercolesterolemia aumentando el riesgo cardiovascular. Existe un test,  el test Findrisc de la OMS (Organización Mundial de la Salud) es un instrumento fiable y rápido que no requiere análisis de sangre y que por medio de un simple cuestionario y la medición del peso corporal y la circunferencia abdominal permite saber la probabilidad que tiene un individuo de desarrollar en los diez años siguientes diabetes de tipo 2(es la forma más difundida de la enfermedad, alrededor del 90% de los diabéticos, generalmente aparece después de los 35 – 40 años). Si el riesgo es elevado es indispensable comunicar este dato al Médico de cabecera.(ver más :como puedo saber si soy diabetico)
  • Malos hábitos alimentarios, sobrepeso: el exceso de peso aumenta el trabajo que el corazón debe hacer para bombear la sangre a todo el cuerpo e influye negativamente, en los demás factores de riesgo, se puede calcular mediante el índice de masa corporal (IMC) conocido también por sus siglas en inglés, BMI (Body Mass Index), que no es más que un cociente entre el peso y la altura al cuadrado( sobrepeso si el resultado es a partir de 25) , este parámetro puede ser inexacto ya que un deportista puede pesar mucho para la altura que tiene pero no tener sobrepeso ya que tiene mucho músculo y el musculo pesa más que la grasa, el parámetro solo contempla el peso, independientemente de que ese peso sea en su mayoría masa muscular o grasa ; por eso se utiliza también el índice de grasa corporal medido habitualmente con  bioimpedancia eléctrica, esta técnica se basa en la resistencia diferente de los diferentes tejidos al paso de una corriente eléctrica generada por el aparato, la grasa opone mayor resistencia.., se calcula así mediante fórmulas el porcentaje de masa grasa de nuestro cuerpo, sigue siendo un valor aproximado puesto que depende del nivel de hidratación, del momento del ciclo menstrual de las mujeres etc.. pero es útil para guiarnos, en mujeres de mediana edad debería ser menor a 30%, por ejemplo. Existe , sin embargo, una medida , muy útil , fácil y directamente proporcional al riesgo metabólico y cardiovascular, la medida del perímetro umbilical, el aumento de la circunferencia abdominal está estrechamente relacionado con la cantidad de tejido graso acumulado en el abdomen  y  constituye un factor de riesgo incluso más importante que el simple aumento del peso corporal. La circunferencia abdominal se mide de pie, con los músculos abdominales relajados, colocando una cinta métrica normal alrededor del abdomen a la altura del ombligo. Para los hombres debería ser inferior a 94 cm  y menor a  80 cm para las mujeres; existe riesgo muy elevado si es superior a 102 cm para los hombres y 88 cm para las mujeres.

 

  • Sedentarismo: es un factor de riesgo para todo tipo de enfermedades no solo cardiovasculares, se ha relacionado incluso con algunos tipos de tumores, para que veáis lo importante que llega a ser… pero ¿qué nivel de ejercicio es suficiente? Según los estudios es suficiente 30 minutos al día 5 días de ejercicio aeróbico moderado como correr o caminar para obtener beneficios o la mitad, si el ejercicio es intenso o un equivalente mediante una combinación de los dos, lógicamente tiene que ser mínimo 10 minutos seguidos y ya para nota seria complementar 2 veces por semana con ejercicios musculares. Las personas mayores también deben moverse , no hay excusa, aunque no se debe empezar de golpe sino poco a poco , progresivamente, pueden hacerse un paseo de unos  000 pasos al día a ritmo mantenido, a manera de entretenimiento saludable, el ejercicio en mayores de 65 años  frena la pérdida de masa muscular y refuerza el esqueleto además de todos los demás beneficios que ya conocemos como que favorece la pérdida de peso, el movimiento intestinal, baja la tensión, mejora la diabetes y actúa aumentando la autoestima y la liberación de endorfinas, por eso nos sentimos tan bien después de hacer ejercicio

¿Cómo calculamos el Riesgo cardiovascular global con estos factores?

Se hace extrapolando resultados obtenidos de grandes estudios en grupos de población muy numerosos y aplicándoles complejas formulas matemáticas , existen varias tablas diferentes que se pueden aplicar  de esta manera. La primera tabla utilizada para predecir el riesgo cardiovascular o riesgo vascular fue la propuesta por un equipo de investigadores en 1948 para la población de Framingham (Massachusetts), denominándose Framingham Heart Study . En ella se podía predecir la probabilidad de presentar un evento cardiovascular a nivel coronario, si hay diabetes y claudicación intermitente. Este sistema no contemplaba otras manifestaciones clínicas de la enfermedad vascular como es la enfermedad cerebrovascular.

Más recientemente, la Sociedad Europea de Cardiología, ha desarrollado unas tablas con población europea, el Systematic Coronary Risk Evaluation (SCORE), que permite predecir el riesgo de mortalidad tanto por enfermedad coronaria como cerebrovascular y  permite diferenciar a países de alto riesgo vascular frente a países de bajo riesgo vascular, siempre dentro del territorio europeo.

Es decir, a partir de los datos sobre el sexo, la existencia o no de diabetes y tabaquismo, la edad, la tensión arterial sistólica y la colesterolemia de una persona, puede estimarse la probabilidad de sufrir un primer evento cardiovascular mayor (infarto de miocardio o ictus)en los 10 años siguientes.

Durante  todo el mes de Noviembre se lleva a cabo una campaña sanitaria gratuita en las algunas farmacias  en colaboración con la SEMERGEN (Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria) que tiene como objetivo fomentar la prevención cardiovascular y sensibilizar a las personas para que se hagan cargo de su bienestar cardiovascular controlando los factores de riesgo. Consiste en cumplimentar  un cuestionario consensuado con médicos de atención primaria sobre el bienestar cardiovascular  y la medida de una serie de parámetros como colesterol tensión arterial etc.. Con todo ello se elabora un mapa de la salud cardiovascular que además de darnos el resultado de nuestro riesgo cardiovascular real pone en evidencia de manera clara mediante un sencillo gráfico por donde estamos fallando en la prevención para empezar a ponerle remedio, el informe resultante contiene consejos personalizados para cada caso concreto.

Nosotros somos los principales responsables de nuestra salud y  debemos participar activamente en la prevención de enfermedades para conseguir un futuro saludable.

¿Quieres hacerte el test de riesgo cardiovascular? Reserva tu cita aqui

 

 

 

All search results