0
Mi cesta

Total:0,00 

  • Tu carrito está vacio
Ver cesta
Subtotal : 0,00 
Seleccionar página

 
El final de las vacaciones de verano es un momento perfecto para ayudar a nuestro sistema inmunológico a hacer frente a los agentes patógenos que lo atacan. Existen muchos factores sobre los que no podemos influir para mejorar las reacciones de nuestro cuerpo a estos agentes, la genética, la edad… pero existen otros muchos sobre los que sí podemos influir y además ahora es el mejor momento para tomar cartas en el asunto,  debemos hacernos el firme propósito de mejorar nuestros hábitos de vida, las vacunaciones adecuadas, una alimentación saludable, variada y equilibrada, dejar el tabaco y otros hábitos poco saludables, mejorar nuestro estrés ,dormir bien y suficiente, evitar el sedentarismo, todo ello contribuirá a mejorar nuestro sistema inmune y nuestra calidad de vida en general.
Recientemente se han puesto de moda los alimentos que “ estimulan nuestras defensas”, superalimentos que mejoran nuestra salud, estas afirmaciones inducen a confusión pues se les atribuyen a estos alimentos directamente propiedades curativas; sin embargo, no es así, aunque si es verdad que estos alimentos por su riqueza en vitaminas, antioxidantes y minerales deberían formar parte de toda dieta saludable. La EFSA(European Food safety authority), la máxima autoridad europea en alimentación, admite la participación de algunas vitaminas y minerales en las funciones de nuestro sistema inmunitario ( hierro, selenio, zinc o vitaminas A, B6, B12, C y D, cobre)  pero eso no significa que su suplementación mejore nuestro sistema inmunitario.
En realidad, estamos en continua lucha con el exterior recibimos ataques de virus y bacterias repetidamente y nuestro complejo sistema de defensas consigue que nisiquiera nos demos cuenta de esta lucha, ahora bien, en ocasiones estos sistemas de defensa pueden fallar y llega la enfermedad.
De forma tradicional se han venido utilizando muchas plantas con pretendida acción sobre el sistema inmunitario, pero son pocas las plantas con estudios científicos válidos que avalen su uso; existen algunas plantas medicinales y aceites esenciales que sí pueden contribuir a reforzar nuestras defensas, previniendo algunas veces la aparición de enfermedades infecciosas o disminuyendo en otras  su duración.  Son plantas con propiedades inmunoestimulantes(estimulan la inmunidad) o inmunomoduladoras( tienen la capacidad de aumentar o disminuir la respuesta inmune). Os preguntareis para que queremos disminuir la inmunidad pero este efecto es muy importante desde el punto de vista terapéutico para ayudar en enfermedades de origen alérgico o incluso neoplásico.

campo de Echinacea

Campo de Echinacea


¿Qué plantas pueden ayudarnos a mejorar nuestras defensas?
Equinácea : Es inmunoestimulante pero también inmunomoduladora, se utilizan muchas especies de Equinacea  pero la más popular es es la Echinacea purpurea, de la cual se utiliza generalmente la raíz (aunque también la parte aérea), también se emplean la raíz y la parte aérea de la Echinacea pallida y de la Echinacea angustifolia. En algunos complementos vienen mezcladas las distintas Echinaceas.
La dosificación es

  • Adultos   900 mg/día de polvo de la planta o su equivalente en las distintas preparaciones.

En los niños, las dosis serían las proporcionales a las de los adultos según peso y edad:

  • niños de 6 a 12 lo que aproximadamente correspondería a 450 mg/día
  • niños de 3 a 6 años y 225 mg/

En niños menores de 3 años no debe utilizarse sin control médico.
la experiencia clínica ha demostrado que, aparte de prevenir, acortan sensiblemente el curso de las infecciones respiratorias de vías altas (de 8 a 4 días) y previenen las recidivas, por lo que se utilizan como tratamiento coadyuvante en caso de resfriados, gripe y rinofaringitis de repetición.
Ginseng: el ginseng en general es menos conocido para este tipo de acción pero no menos eficaz, de hecho algunos complejos multivitaminicos lo llevan desde hace muchísimo tiempo como reforzante, es  un planta inmunoestimulante  y adaptógena y se utiliza su raíz.Pero no todo el Ginseng es igual, las raíces de Ginseng deben tener más de 6 años y un contenido mínimo del 2-3% de ginsenósidos.Se usa muy frecuentemente en personas que el estrés les provoca claramente una bajada de defensas y los múltiples estudios indican una mejora del estado general y de la resistencia a las enfermedades.
La dosificación, basada en las experiencias clínicas:

  •  1–2 g/día de los preparados en polvo
  •  200 a 600 mg/día para los extractos.

No se aconseja tomarlo siempre sino en tratamientos de 3 meses y uno de descanso, si se quiere se puede volver a empezar. No se puede usar en embarazadas ni mujeres que dan el pecho.
ginseng
Eleuteroccoco : En el eleuterococo, se utilizan la raíz y el rizoma, con un contenido de 0,6 a 0,9% de eleuterósidos. Los estudios clínicos han puesto de manifiesto que aumenta la resistencia contra infecciones virales catarrales y gripales.
Se recomienda  una dosis en adultos de 2 a 3 g/diarios o su equivalente en las distintas preparaciones. Al igual que el ginseng no debe tomarse más de 3 meses seguidos sin descanso y no deben tomarlo ni embarazadas ni madres lactantes.
Estas plantas cumplen los criterios de la OMS(Organización Mundial de la Salud) .
En general, se considera que el sistema inmunitario de un niño no está totalmente formado antes de los 30 meses de edad. En consecuencia, no se recomienda el uso de  plantas inmunoestimulantes o inmunomoduladoras en niños menores de tres años salvo criterio médico. Los tratamientos inmunoestimulantes o inmunomoduladores deben ser discontinuos, ya que no es conveniente “forzar” la respuesta del organismo  de manera continuada.
Eleutherococcus_senticosus
Otras plantas como el Helicriso y el Grosellero negro se utilizan por su acción inmunomoduladora como tratamiento de apoyo a alergias o para prevenir resfriados de tipo alérgico o incluso rinitis alérgica, otras como la Uña de gato (Uncaria tomentosa) y el Muérdago (Viscum album) por su acción inmunomoduladora  incluso  se están estudiando como coadyuvantes en terapias anticancerosas, siempre bajo supervisión médica.
Complementos para mejorar nuestras defensas
Cualquier complemento que sea a base de estas plantas con vitaminas y minerales en dosis adecuadas puede ayudarnos a mejorar nuestras defensas, actualmente podemos disponer de preparados de una o varias plantas medicinales prácticos y con posologías cómodas que podemos escoger para preparar la temporada  y actuar de manera preventiva.
Estos son los más usados:
Inmunomix de Aboca:   Existe  presentación en jarabe y cápsulas, contiene extractos de Echinacea, Saúco y Malva (en el jarabe),  además las cápsulas para adultos contienen también un  concentrado total de  Uña de gato, esta sinergia permite   que se favorezcan  las defensas naturales del organismo a través de un doble mecanismo de acción A nivel de las mucosas, primera barrera de defensa de nuestro organismo, gracias al contenido de polisacáridos presentes en el extracto Echina2-LMF y  en el extracto de Malva y a  nivel general gracias al contenido en echinacósidos presentes en el extracto Echina2-LMF y a las sustancias funcionales del zumo concentrado de Saúco (en las cápsulas adultos también al concentrado total de Uña de gato).

inmunomix de aboca

inmunomix de aboca


Es muy fácil de tomar, La dosis ha sido establecida en basa a la literatura internacional sobre plantas medicinales (ESCOP):

  • el jarabe 0,5ml/Kg de peso corporal hasta un máximo de 20ml al día para niños de 2 a 12 años (mejor usarlo a partir de los 3 años). A partir de los 12 años en adelante: 20ml al día. Se recomienda tomar el producto por periodos de al menos 20 días. En caso de necesidad tomarlo 2 veces al día (mañana y noche). El producto puede ser diluido en agua o en líquidos que puedan gustar al niño como yogurt, tisanas o zumos de frutas. Una vez abierto conservar el producto en el frigorífico y utilizarlo en los primeros 30 días.
  • Para las cápsulas Se recomienda tomar 2 cápsulas al día, preferiblemente por la mañana y por periodos de al menos 20 días; en caso de necesidad, la dosis puede ser aumentada hasta dos veces al día.

Echinamed comp y gotas de Dr. Vogel: Estimula los sistemas de defensa  cuando hay tendencia a los resfriados, contiene Echinacea, la planta fresca y de cultivo biológico, se toma como preventivo para adultos y mayores de 12 años:

  • 2 comprimidos 3 veces al día.
  • Para niños existe el echimamed kids con un agradable sabor y masticable, Niños de 2- 4 años, 1 comprimido de 2 a 3 veces al día y para niños más mayores de 4-12 años, 1 comprimido de 3 a 5 veces al día.

echinamed
No contiene ni azúcar ni gluten ni colorantes. También hay un presentación en gotas hecha para tanto adultos como niños 4 a 12 años: 10 gotas, en agua, 3-5 veces al día y para adultos: 20-30 gotas, en agua, 3-5 veces al día. El Echinamed es también muy útil como tratamiento no solo es preventivo.
 
Inmiflex kids de Vitae es un complemento alimenticio a base de Betaglucanos de levadura y vitamina D3.Los Betaglucanos son complementos innovadores que empiezan a tener ya muchos estudios , son polísacaridos muy variados  que se cree que mejoran de forma natural la respuesta inmune durante períodos de elevado estrés, tanto físico como psicológico. Se encuentran en  levaduras pero  también en el salvado y en algunos tipos de algas y varias especies de hongos, como reishi (Ganoderma lucidum), shiitake (Lentinus edodes), maitake (Grifola frondosa), Parece ser que hay estudios de la mayor eficacia del Betaglucano de levadura frente al de hongo. Estos betaglucanos llevan a cabo la activación completa de nuestra inmunidad innata, aumentando la eficacia en la destrucción de bacterias. En el caso del inmiflex con una cápsula al día es suficiente y no es necesario descansar.
inmiflex
La EFSA(European Food safety authority), a día de hoy, admite propiedades beneficiosas de los Betaglucanos para prevenir enfermedades cardiovasculares pero no admite resultados concluyentes  como estimulantes de la inmunidad ni para la hipertensión; Sin embargo , hongos como el Ganoderma y Reishi se han usado tradicionalmente durante muchísimos años en China y Asia.
inmunoglucan
Otro laboratorios de prestigio como Ordesa ha añadido a su linea de complementos el Inmunoglucan ph4 cuya fórmula se basa también en estas sustancias, contiene la  combinación de vitamina C e Imunoglukan, un  betaglucano  natural de origen vegetal extraído mediante un exclusivo proceso de la seta Pleurotus ostreatus. También existe presentación en jarabe para niños y en comprimidos para niños más mayores y adultos.
En resumen, si queremos estar preparados para el el frio, las gripes, resfriados y demás infecciones que sobrevienen en estos cambios de tiempo , la naturaleza pone a nuestro alcance muchas opciones y vale la pena aprovercharlas para preservar la salud de toda la familia, sobre todo de los pequeños y los más mayores , los más susceptibles de caer enfermos.

All search results