0
Mi cesta

Total:0,00 

  • Tu carrito está vacio
Ver cesta
Subtotal : 0,00 
Seleccionar página







Este articulo de la vanguardia del miércoles 23 de octubre ha provocado una avalancha de consultas en la farmacia sobre el magnesio
y sus fantásticos efectos sobre nuestro organismo pero vamos a empezar desde el principio…
El cuerpo de una persona puede contener alrededor de 25 gramos de magnesio, y alrededor de la mitad de ellos están en los huesos. El magnesio juega un papel importante en más de 300 reacciones químicas que mantienen el funcionamiento normal del cuerpo.De entrada, esto ya nos dice que interviene en tantos procesos que su acción es muy inespecifica. Se suele obtener el magnesio de la dieta, pero a veces, en caso de dietas hiperproteicas o restrictivas , se  necesita tomar suplementos de magnesio.
Los alimentos que tienen un alto contenido de fibra tienen también un alto contenido de magnesio: legumbres (soja, alubias, garbanzos y lentejas), los granos enteros, las verduras (especialmente el brócoli y las verduras de hojas verdes (el magnesio forma parte de la clorofila), las semillas y los frutos secos (especialmente las almendras, pistacho, avellanas, nueces), productos lácteos, las carnes, el chocolate y el café. El agua con un alto contenido mineral, el agua “dura”, es también una fuente de magnesio.El problema  de muchos de ellos es que al no utilizar abonos orgánicos la cantidad de magnesio que contienen es menor de la esperada, cuanto mas natural sea el cultivo mejor.
El magnesio se utiliza como medicamento laxante y  también como antiácido. Éstas acciones farmacológicas están demostradas desde hace muchísimos años, su uso como suplemento es mas controvertido, el Medline plus , uno de los portales mas importantes de salud de la Biblioteca Nacional de Medicina Americana, la biblioteca médica más grande del mundo, clasifica sus acciones por la eficacia, basada en evidencia científica, de acuerdo a la siguiente escala:
Eficaz, Probablemente Eficaz, Posiblemente Eficaz, Posiblemente Ineficaz, Probablemente Ineficaz, Ineficaz, e Insuficiente Evidencia para Hacer una Determinación
Su contenido es fiable y actualizado, ofrece información proveniente de los Institutos Nacionales de la Salud y otras fuentes de confianza sobre más de 900 temas de salud.
veamos que dice del suplemento de magnesio:

Insuficiente evidencia para:

  • El trastorno de déficit de atención e hiperactividad (TDAH). Los niños con TDAH parecen tener niveles más bajos de magnesio. Investigaciones limitadas sugieren que el magnesio podría ayudar a los niños con TDAH que tienen niveles bajos de magnesio.
  • La ansiedad.
  • El síndrome de las piernas inquietas. Investigaciones limitadas sugieren que el tomar magnesio podría disminuir la cantidad de los movimientos y aumentar el tiempo que podrían dormir los pacientes con el síndrome de las piernas inquietas. Pero, el rol del magnesio, si es que tiene alguno, en el síndrome de las piernas inquietas es incierto ya que algunas personas con esta afección tienen niveles altos de magnesio en la sangre, mientras que otras personas con la misma afección tienen bajos niveles de magnesio
  • Hipertensión:. Cierta evidencia sugiere que el tomar magnesio reduce la presión arterial diastólica (el número inferior en la lectura de la presión arterial) en alrededor de 2.2 mm de mercurio en aquellos pacientes con presión arterial leve o moderadamente alta. Esta es una pequeña reducción. El magnesio no parece bajar mucho la presión arterial sistólica (el número superior en la lectura de la presión). Algunos investigadores cuestionan estos resultados porque piensan que los estudios no fueron bien diseñados.
  • Calambres en las piernas relacionados con el embarazo. Los resultados de las investigaciones sobre el uso de magnesio para los calambres de las piernas, causados por el embarazo, han sido inconsistentes. Un estudio muestra que el magnesio podría disminuir la frecuencia de los calambres en las piernas. Sin embargo, otro estudio muestra que no ofrece ningún beneficio.
  • La fiebre del heno,La enfermedad de Lyme.,La esclerosis múltiple (EM).,El parto prematuro….

Podéis consultar aquí su usos y nivel de eficacia. La buena noticia es que sí es posiblemente eficaz para los huesos, síndrome metabolico, síndrome premenstrual. El magnesio sirve para el buen crecimiento y mantenimiento de los huesos y de los nervios, los músculos y muchas otras partes del cuerpo. Interviene en procesos de captación de energía para hacer ejercicio. Pero todo esto no significa ni que cure la artrosis ni que sea la panacea para todo tipo de problemas de salud.
El magnesio interviene en tantos procesos de nuestro cuerpo que su acción  se convierte en tan inespecífica que se hace difícil traducirla en beneficios concretos y demostrarla con exactitud.

¿Qué dosis?

Dosis de magnesio

La Ingesta Diaria Recomendada (RDA) para el magnesio elemental es la siguiente:

  • De 1-3 años: 80 mg
  • de 4-8 años: 130 mg; 
  • de 9-13 años: 240 mg
  • de 14-18 años: 410 mg (niños) y 360 mg (niñas);
  • de 19-30 años: 400 mg (hombres) y 310 mg (mujeres); 
  • para mayores de 31 años: 420 mg (hombres) y 320 mg (mujeres).
  • Para los niños menores de un año de edad, el nivel de consumo adecuado (AI) es de 30 mg desde el nacimiento hasta los 6 meses y de 75 mg de los 7 hasta los 12 meses.

El nivel máximo de ingesta tolerable (UL) para el magnesio es de 65 mg en los niños de 1-3 años, 110 mg en los niños de 4-8 años y 350 mg para cualquier persona mayor de 8 años, incluyendo a las mujeres embarazadas y amamantando.
¿Qué hay de malo en suplementarnos con magnesio?
Nada. En principio el magnesio es seguro. Las dosis de menos de 350 mg por día son seguras para la mayoría de los adultos. Cuando se toma en grandes cantidades, el magnesio posiblemente deja de serlo ya que dosis altas podrían producir una acumulación de magnesio en el cuerpo, produciendo serios efectos secundarios incluyendo un latido irregular del corazón, una baja presión arterial, confusión etc.
Además, no es aconsejable mezclarlo con algunos tratamientos antibióticos como tetraciclinas, cipros o norfloxacinos ya que disminuiría su eficacia. Tampoco se puede mezclar con bifosfonatos como el fosamax, relajantes musculares o diuréticos; altas dosis de calcio y zinc pueden disminuir la absorción de magnesio, en cambio, altas dosis de vitamina D las aumentarían.

Normalmente el organismo no presenta carencias de este mineral, pero las deficiencias suelen darse en casos de alcohólicos crónicos, cirrosos hepáticos, personas con problemas de mala absorción, vómitos severos, acidosis diabética y el abuso de los diuréticos.
Su ausencia se refleja por la aparición de calambres, debilidad muscular, nauseas, convulsiones, fallos cardíacos y también la aparición de depósitos de calcio en los tejidos blandos.
Su suplementación se puede conseguir simplemente  consumiendo alguna de las siguientes comidas: 
-Una taza de chocolate con leche, y tres rebanadas de pan integral.
-Una porción de carne acompañada de ensalada verde
-Una taza de legumbres cocidas
-Una platano de tamaño grande.
¿Qué tipo de magnesio?
Los minerales no son solubles (hidrosolubles o liposolubles), como las vitaminas y, por lo tanto, necesitan un transportador: una sal. la carga es la cantidad de mineral que transporta cada sal, por ejemplo:

  • Aspartato, bisglicinato, cloruro, citrato, gluconato, glicerofosfato, lactato y pidolato: ≈ 10%
  • Carbonato, hidróxido y óxido: 40-60%

En algunos en la etiqueta figura la cantidad de sal pero no su equivalencia en mineral y una cosa es el magnesio elemento o magnesio ion y otra las sales de magnesio; cada una de ellas aporta diferente cantidad de magnesio. Y esto ha creado mucha confusión.

– Cloruro de magnesio: Es el más laxante de los magnesios, con un PH ácido y no está recomendado para gente con acidez, hernia de Hiato, reflujo.
– Carbonato de magnesio: Tiene un efecto laxante medio, funciona como antiácido, protector estomacal, con un PH alcalino
– Lactato de magnesio: Es el menos laxante de los magnesios. Indicado para personas que quieren tomar magnesio sin que éste tenga un efecto laxante. Es el recomendado para niños.
Otro concepto importante es la biodisponibilidad de la sal, es decir, la cantidad del mineral que realmente puede aprovechar el organismo, que es absorbido en el intestino y aprovechado por las células de nuestro cuerpo. Puede que la sal tenga una gran carga pero que tenga poca biodisponibilidad. Como cada sal tiene diferente biodisponibilidad lo mejor es combinar sales que tengan una elevada carga con otras que presenten una gran biodisponibilidad. Además también depende de la absorción de cada persona que es variable…. Así que la cosa se complica aún más… Cloruros y sulfuros es solo del 3% y/o Glicerofosfato es del 80%, sin embargo, su carga es del 12.4
¡Ah! y mucho ojo con las dosis.
Ya hemos visto las dosis diaria recomendada es de 300-350 de media aproximadamente. Existen muchos preparados pero lo que debemos buscar es su equivalente en magnesio, ya habéis visto que no es lo mismo el carbonato que el cloruro. Hay mucha confusión al respecto.
Existen diferentes preparados comercializados:
Magnesio Boi 500 mg comp ( 60 mg de Magnesio/comp)
Actimag 2g/5ml sol (174 mg de Magnesio/5ml )
Magnogene gg (50 mg de Magnesio/gg)
Aquilea magnesio(300 mg de Mg por comp efervescente)
Se han observado efectos adversos (p. ej., diarrea) derivados de una ingesta excesiva de suplementos de magnesioLas personas aquejadas de un deterioro de la función renal tienen un mayor riesgo de sufrir los efectos adversos de la suplementación con magnesio y han aparecido síntomas de intoxicación con magnesio en personas con un deterioro de la función renal que toman dosis moderadas.
¿Nuestra opinión?
Ya veis que se puede tomar la dosis diaria recomendada de magnesio con facilidad formando parte de nuestra dieta, eso seria lo ideal, pero si aún así queremos suplementarnos con magnesio porque hacemos mucho deporte o tenemos problemas musculares o de huesos o simplemente tenemos deficit, debemos evitar superar las dosis recomendadas y asegurarnos de su equivalencia en magnesio.
Lo ideal es una mezcla de sales diferentes con distinta carga, biodisponibilidad y absorción y que además sean reisistentes al Ph del estómago y si llevan algún cofactor como la vitamina B6 mejor. Pueden consultar a nuestro farmacéutico más cercano, que si no tiene la química muy oxidada os puede hacer la transformación de sal en magnesio elemental en un pis pas… 
Nuestra recomendación es Vitae m6

All search results