0
Mi cesta

Total:0,00 

  • Tu carrito está vacio
Ver cesta
Subtotal : 0,00 
Seleccionar página
Recientemente ha estado en Vilanova Teresa Forcadas, monja, teologa y doctora mediatica y polémica allá donde va, conocida por su radicalismo y posicionamiento opuesto a la industria farmaceutica, como farmaceuticas con libre pensamiento y madres que somos , una de nosotras pudo asistir a su conferencia , que por cierto estaba a rebosar. las conclusiones son confusas  por un lado existen hechos científicos contrastados que se obvian y por otro lado se plantean serias dudas.¿que hacer? ¿vacunamos o no a nuestra hija?

Polémica y controvertida, la vacuna del virus del papiloma humano (VPH) no se desprende de la sombra de la duda, sobre todo desde que el año pasado pasó a formar parte del calendario vacunal oficial en España de las niñas de entre 11 y 14 años para prevenir el cáncer de cuello de útero. En Cataluña se vacunan a todas las niñas a partir de 11 años en los colegios..

 

En un editorial del pasado mes de agosto, la revista The New England Journal of Medicine insistía en que los beneficios reales del tratamiento continuarían siendo inciertos durante décadas, hasta que no haya datos suficientes sobre cuántas chicas vacunadas acaban desarrollando un cáncer cervical y cuántas no. Pero, además, añadía dudas sobre los posibles efectos colaterales: ¿qué efectos pueden aparecer cuando se haya administrado a decenas de miles de adolescentes, teniendo en cuenta que los ensayos clínicos realizados se han centrado en evaluar la respuesta inmune? 

 

Para algunos investigadores del Instituto Catalán de Oncología (ICO) , la efectividad y la seguridad están probadas y los efectos adversos entran dentro de lo esperable para una vacuna de nueva aplicación. En los siete grandes ensayos que han servido para que la FDA y la EMEA autoricen esta vacuna han participado 21.000 personas, de las cuales, 1.700 tienen entre 11 y 19. Pero el caso de las dos niñas de Valencia que sufrieron convulsiones ha vuelto a poner los focos sobre la vacuna y no existe en todos los casos una explicación clara , en el caso de la niña  de Asturias parece que fue debido a una administración altamente contraindicada ya que la niña era asmática.

 

 

 Se nos plantean algunos interrogantes :

  • ¿Por qué esta repentina preocupación de las autoridades sanitarias por el cáncer de cérvix, siendo España uno de los países con incidencia más baja del mundo? . Es curioso que un tumor de baja frecuencia, de desarrollo muy lento, fácilmente detectable por la citología periódica, de diagnóstico seguro y tratamiento eficaz, se haya convertido mediáticamente en una epidemia cuando causa 590 muertes al año, habiendo otros tumores más dañinos y prioritarios: 6 .000 mujeres mueren al año por cáncer de mama, 5 .500 por cáncer de colon, 2 .200 por cáncer de estómago, 2 .500 por cáncer de tráquea, bronquios y pulmones

 
 

  • estando como está la sanidad con los recortes que ha habido y los que seguirá habiendo ¿no seria mejor invertir ese dinero en hacer test de papanicolau a diestro y siniestro?Incluso en mujeres que ya se han vacunado se sigue recomendando hacer esta prueba ya que estas vacunas no protegen contra todos los tipos de virus VPH.


  • ¿estan preparados los colegios para suministrar información sanitaria veraz y contrastada sobre las ventajas e inconvenientes de esta vacunación?


  • ¿no es prematura a los 11 años? en otras zonas se vacuna a los 14 años

 
 

    • ¿Qué grado de eficacia tienen?


Las vacunas protegen contra los tipos de VPH que con más frecuencia causan cáncer de cuello uterino. Una de las vacunas (Gardasil) también protege contra los tipos del VPH que causan la mayoría de las verrugas genitales. Ambas son muy eficaces en prevenir ciertos tipos de VPH, al igual que los problemas de salud más comunes causados por estos tipos del virus.
En las mujeres jóvenes que ya han estado expuestas a uno o más tipos de VPH, las vacunas son menos eficaces en la prevención de enfermedades asociadas al virus. Esto se debe a que las vacunas solo protegen contra el VPH antes de que una persona haya estado expuesta a él. Las vacunas no son para el tratamiento de las infecciones del virus ya existente ni de las enfermedades asociadas al mismo.

    • ¿Cuánto dura la protección de la vacuna?


Las investigaciones indican que la protección que ofrece la vacuna es de larga duración. Los estudios actuales que han hecho seguimiento por seis años a personas vacunadas, no muestran evidencia de que la protección disminuya con el tiempo pero tampoco que dure más de 5-6 años

    • ¿Contra qué no protege la vacuna?


Las vacunas no protegen contra todos los tipos de VPH, por lo que no protegerán contra todos los casos de cáncer de cuello uterino. Las vacunas no previenen un 30% de los cánceres de cuello uterino, por lo que es importante que las mujeres continúen haciéndose las pruebas de detección de este cáncer (pruebas de Papanicolaou periódicas). Además, tampoco previenen otras enfermedades de transmisión sexual (ETS). 

 En realidad ,hay muchas preguntas sin respuesta, nadie puede tomar una decisión por nosotras, la gran mayoría de pediatras recomiendan la vacunación pero cada vez son mas las voces que se alzan planteando una duda razonable.

 

 
Ni atacamos ni defendemos la vacuna,sólo pedimos desde aquí como madres y como profesionales que se nos de toda la información necesaria para poder tomar una decisión consecuente.

Fuentes:
Fotos: Freedigitalphotos
All search results